La historia de una canción: Wuthering Heights (Kate Bush, 1978)

Hace unos cuantos años, en España casi terminamos aborreciendo esta canción. Aparecía insistentemente en el anuncio de un perfume (de cuyo nombre no logramos acordarnos) especialmente rondando la Navidad, y se repitió temporada tras temporada, -aunque afortunadamente no llegó a batir el récord del spot de Eau Jeune y su versión de Many Rivers To Cross sonando con fruición desde 1979-.

Como otras tantas canciones, ha pasado a la historia como “la que salía en el anuncio de…” y no todos recuerdan su título. Ésta es su historia.

Kate Bush debutó con sus agudos y sus falsetes en enero de 1978 con Wuthering Heights, una canción que arranca con un tímido toque de piano y rompe rápidamente en el estribillo antes del primer minuto de duración. Su título y su letra, están inspirados en la única novela de la escritora británica del XIX Emily Brontë:  “Cumbres borrascosas”. Bush (1958) apenas contaba con 18 años de edad cuando la compuso, y la estrenó dos años después.

 

Kate Bush posando más comedida que en su primer videoclip

Con el toque histriónico de Nina Hagen, aunque algo más comedida tanto en aspecto como en virguerías vocales, sorprendió al respetable europeo. La crítica recibió Wuthering Heights como una rareza histriónica, hasta que el apoyo del público tem No así al estadounidense, que siempre se le resistió algo más. Dignos de ver son los videoclips que existen de esta canción. En el primero de ellos va vestida de espectro, bracea y se mueve de lado a lado de la pantalla con los ojos abiertos como platos. Los ochenta estaban a la vuelta de la esquina, qué duda cabe.

Wuthering Heighs pertenece como decimos al debut de Kate Bush, un largo titulado “The kick inside”. Producido y arreglado por Andrew Powell y Jon Kelly, resultó ser según cuentan una obra de ingeniería de sonido en la que ambos experimentaron con micrófonos,  instrumentos y una potente sección de cuerda mientras la jovencísima intérprete iba de aquí allá absorbiendo todo lo que sucedía a su alrededor.

Y ojo, porque estamos ante otro más que presumible ejemplo de pop barroco, sobre todo a juzgar por los arreglos que se escuchan hacia la mitad de la canción. Ese clavecín nos recuerda en cierta medida al Golden Brown de los Stranglers (cuya historia puedes revisitar aquí). 

Por cierto, Kate Bush planea ofrecer quince conciertos este verano en el Reino Unido, según informa la web Plásticos y Decibelios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s