yesterday

La historia de una canción: 50 aniversario de Yesterday (The Beatles)

Los informativos se han hecho eco esta semana de un aniversario musical, el de los 50 años de Yesterday. Para conmemorar el medio siglo de vida de una de las más conocidas composiciones de los Beatles, contamos hoy su historia a través de un buen puñado de curiosidades. Yesterday, grabada en Abbey Road los días 14 y 17 de junio de 1965, quedó concluida en apenas dos tomas, y mezclada a continuación entre el 17 y 18 de junio de aquél año. Beatles-singles-yesterdayLa letra original de la canción, escrita por McCartney, se encuentra expuesta en la British Library de Londres, y es tan concisa como la propia canción, cuya duración es de apenas 2 minutos.

Parece ser que la melodía surgió fruto de un sueño de McCartney, que corrió a escribirla nada más despertar, temiendo olvidarla y preocupado por la posibilidad de haber soñado una canción ya existente. Por si acaso, mostró los acordes a sus compañeros y afortunadamente ninguno la había escuchado antes. Una vez tranquilo y seguro en su autoría empezó a dotarla de letra. Y comenzó colocando unas estrofas que no tenían absolutamente nada que ver con la composición final. Quedó como sigue:

 “Scrambled eggs

Oh my baby how I love your legs”

O lo que es lo mismo: “huevos revueltos, oh nena cómo me gustan tus piernas”. Y así se quedó durante semanas. Los Beatles estaban rodando por entonces la película “Help!” y hasta que ésta no finalizó, Paul no pudo concluir la melodía. Le daba vueltas entre rodaje y rodaje pero no quedó finalizada hasta que ya en periodo de descanso, durante un viaje a Portugal, dio con el título y la letra definitivos. Después de alumbrarla, la banda no quiso o no supo arreglarla y George Martin, el productor, tuvo una idea innovadora para la época: grabarla con apenas una guitarra y un leve acompañamiento de cuerdas. Voz y guitarra el 14 de junio, y la sección de cuerdas, el 17 de aquél mes. Es por ello que esta semana se cumplen las cinco décadas de una canción que ha entrado en el libro Guinness por la ingente cantidad de versiones que tiene (más de 1.600), que es el tema británico más pinchado en la historia de la radiodifusión norteamericana (y uno de los más radiados del mundo), que alcanzó el número 1 en Estados Unidos, que durante el siglo XX se interpretó más de siete millones de veces, y que a pesar de todo, no tuvo un estreno oficial destacado en Gran Bretaña porque Los Beatles creían que iba a terminar con su imagen rockera y contundente.

Aquí puedes verla interpretada en directo por la banda en Alemania:

Escúchala esta noche en Déjate Inspirar (Capital Radio)